Los retos de la cultura LGTB en este 2019

Los retos de la cultura LGTB en este 2019

2019 es un año con numerosos retos para el colectivo LGTB

Decía el poeta que no hay camino porque éste se hace al andar y en el caso de la cultura LGTB todavía queda mucho por recorrer. Senda que se seguirá recorriendo en este 2019, año en el que se presentan numerosos retos que habrá que afrontar con toda mucha ilusión y ganas de trabajar por el cambio. Ya son varias las victorias que se han obtenido hasta la fecha, pero todavía quedan otras tantas por conseguir.

Desde editorial La Calle somos conscientes de todos los retos que esperan a la cultura LGTB. Por ello hemos recopilado varios de ellos con el fin de concienciar a la sociedad al respecto y poder conquistar la plena igualdad en esta sociedad.  ¿Llegaremos a enero del próximo 2020 con los mismos objetivos?

1.- Despatologización del sector

2.- Romper con los tópicos

3.- Conseguir el reconocimiento de las distintas identidades

4.- Alcanzar un entorno diverso e inclusivo

5.- Generar un clima de debate y reflexión

6.- La labor de editorial La Calle

El trabajo de este 2019 será el que dicte que el año que viene pueda iniciarse con estos deberes hechos o con otro trabajo por realizar.

Despatologización del sector

Parece una broma de mal gusto, pero hasta 1990 la Organización Mundial de la Salud consideraba a la homosexualidad como una enfermedad mental. Una visión que por desgracia sigue imperando en la mente de muchos. Pensar en esta orientación sexual como en un trastorno impide que estas personas se acerquen a conocer la cultura producida desde este sector. Cambiar esta mentalidad es muy importante y acercarse a las antiguas generaciones es el verdadero reto.

Si bien la educación de los más jóvenes es un valor de cara al futuro para asegurar una sociedad inclusiva, acertar con el mensaje a aquellos que siguen manteniéndose en este pensamiento es todo un objetivo. ¿Cómo conseguirlo? La presencia de personajes LGTB en series, películas o libros es desde luego un buen instrumento.

Romper con los tópicos

El personaje gay es amanerado, experto en moda, temeroso o promiscuo. La lesbiana es poco más que un fetiche o ruda a más no poder. Ejemplos de tópicos que hay que barrer de la mentalidad de muchos que siguen viendo en la cultura LGTB un repositorio de prejuicios que no se acercan a la realidad. El reto está en conseguir acercarse a este público y demostrarle su equivocación.

Normalizar la cultura LGTB es un gran reto que puede costar conseguir, pero hay que trabajar en ello a través de pasos como el acercamiento a centros de actividades, colegios o a través de la difusión de productos como Pobres conquistadores, título que se ajusta a los cánones del género de aventuras pero con un protagonista homosexual en el papel del héroe. Labor que desempeña a la perfección.

Conseguir el reconocimiento de las distintas identidades

Hablar del sector LGTB no solo supone hablar de gays o lesbianas. Transexuales, bisexuales, son solo algunas de las identidades que integran este colectivo. Su reconocimiento también es un reto pues habitualmente se los considera como un grupo de personas raras, cuanto menos excéntricas. Por tanto el reto está claro: a través de la cultura conseguir que las personas acepten este gran abanico.

Series de televisión, películas o libros pueden ser un buen escenario para que el público pueda atender a una explicación de lo que significan estas identidades. Construir bien este discurso, sin caer en tópicos, contribuirá al reconocimiento de estas personas.

Alcanzar un entorno diverso e inclusivo

Somos una sociedad heterogénea y eso no es un problema, todo lo contrario, es una riqueza de la que hemos de valernos para asegurarnos un futuro próspero. En este casi el trabajo debe estar apoyado por acciones externas que favorezcan la inclusión de los colectivos desfavorecidos a través de medidas, como por ejemplo, políticas que favorezcan la integración de sectores como el LGTB.

Las mismas empresas deben apostar por incluir la formación por la inclusión entre sus empleados. Por su parte, las administraciones deben animar a que estos sectores sigan creando a través de proyectos culturales.

Generar un clima de debate y reflexión

¿Cómo saber si se está actuando de forma correcta? ¿Cómo conocer las motivaciones del público al que se está dirigiendo el mensaje? El debate tiene las respuestas. Ya lo dice el refranero español, “hablando se entiende la gente”. ¡Hay que animarse a charlar! Hacer preguntas, no solo a la persona que se tiene en frente, sino desde nuestro sector también.

Una reflexión que englobe todos los puntos de vista y que permita dar con el mejor camino hacia la conquista de nuestras metas. Debate, discusión y meditación, tres ingredientes de una receta que marcará el futuro de nuestra sociedad.

La labor de editorial La Calle

Desde editorial La Calle buscamos que nuestras publicaciones presenten una calidad con la que contribuir a la normalización del sector LGTB. No se trata de difundir la obra de este colectivo, sino conseguir que esta experiencia sea amena y que nuestros lectores se encuentren satisfechos al leer nuestros títulos.

Además, teniendo en cuenta la diversidad del colectivo, siempre estamos abiertos a nuevas ideas y nuevas voces. ¿Crees que puedes participar en la consecución de estos objetivos? Envíanos tus manuscritos y propuestas editoriales, nosotros nos encargaremos de darles la forma adecuada y nos convertiremos en tu mejor aliado de cara a este camino que iniciamos hace algún tiempo y que continuamos en el 2019.

[Total:1    Promedio:5/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

14 − 5 =